Trastornos Psicosomáticos PDF Imprimir E-mail

Trastornos Psicosomáticos

 

Aunque el reconocimiento de la interacción entre la psique (mente) y el soma (cuerpo) datan desde la antigüedad y que fueron conceptualizados y generalizados como -Neurosis-, no es sino hasta la modernidad cuando se desarrollan los conceptos apropiados que permiten estudiar de forma sistemática las manifestaciones clínicas de la interacción mente-cuerpo, desarrollándose así el estudio de los trastornos psicosomáticos, también denominados como trastornos   somatomorfos o psicofisiológicos.

La característica común de los trastornos psicosomáticos es la presencia de síntomas físicos que sugieren una enfermedad médica y que no pueden explicarse completamente por la presencia de una enfermedad, por los efectos directos de una sustancia o por otro trastorno mental.

Los trastornos psicosomáticos se diferencian de los factores psicológicos que afectan el estado físico por la ausencia de una enfermedad médica diagnosticable que pueda explicar por completo todos los síntomas físicos. La agrupación de estos trastornos en un único grupo está basada más en la utilidad que en las hipótesis sobre etiologías (causas) o mecanismos compartidos.

La expresión somática de los trastornos psíquicos es diversa, y queda subcategorizada en el término -reacciones- de varios órganos y sistemas o solo ser caracterizada por la sensación de sentirse  enfermo o fatigado. Las quejas recaen principalmente sobre alteraciones en el sistema nervioso, músculo esquelético, cardiovascular, gastrointestinal, genitourinario, endocrino, etc, y se expresan clínicamente por la presencia de una amplio rango de síntomas como parálisis, pérdidas sensoriales (anestesias corporales, ceguera, sordera), dolores musculares (muy frecuentemente fibromialgia), cefaleas, broncoespasmo, estreñimiento, diarrea, colitis, dispareunia (dolor al coito) etc. Estos síntomas pueden generar estados de miedo y ansiedad intensos por la creencia de que se padece de una enfermedad grave, lo cual tiene un profundo impacto en la funcionalidad y calidad de vida de las personas.

Los trastornos psicosomáticos más comunes son:

Trastorno de Somatización (anteriormente histeria o síndrome de Briquet)

Trastorno Somatomorfo Indiferenciado

Trastorno de Conversión

Trastorno por Dolor

Hipocondría

Trastorno Dismórfico Corporal

 

 
  Organizacion EU   
Medline
Organizacion AA
National Institute
Enfermedades Mentales
Sitios Web Profesionales